Desgaste y fatiga superficial en los rodamientos

desgaste de rodamiento

Bajo ciertas condiciones, los rodamientos pueden desgastarse, por ejemplo, a causa de la falta de lubricación, el contacto con partículas abrasivas, la corrosión, rotación oscilante, etc. Con el desgaste, el funcionamiento de estas piezas puede verse afectado, repercutiendo en el rendimiento de las empresas donde son utilizados. 

En este artículo trataremos acerca de los métodos de prevención contra el desgaste y fatiga superficial en los rodamientos.

Factores que reduce el tiempo de vida útil de los rodamientos

Al inicio se ha mencionado que una mala lubricación de los rodamientos puede contribuir al desgaste de estas piezas, pero no es el único factor que influye en los daños por fatiga de un rodamiento, a estos podrían sumarse: 

  1. Una distribución del deslizamiento que no sea uniforme en el contacto herciano.  
  2. Que los rodamientos estén expuestos a la corrosión. 
  3. Rodamientos que tengan una carga variable. 
  4. Estar propensos a ser contaminados por derramamiento de líquidos o sólidos, etc.

Estas condiciones de trabajo deficientes, para los rodamientos, pueden ocasionar que estas piezas sufran modificaciones sustanciales en los perfiles de los caminos de rodadura que, a la larga ocasionen el desarrollo de concentraciones de tensión en las zonas más cargadas, lo que a la vez conduciría al aumento de la fatiga superficial localizada y a la producción de microdesconchado en los caminos de rodadura.

Cómo disminuir el riesgo de reducir la vida útil de los rodamientos

desgaste de rodamiento

Estas son algunas medidas preventivas que se puede seguir para evitar reducir la vida útil de los rodamientos: 

  1. Asegurarse de que los rodamientos siempre cuenten con la lubricación adecuada.
  2. El cuidado en la lubricación de los rodamientos debe enfatizarse si estas son piezas de gran tamaño, si la velocidad rotativa de estas es oscilante o lenta, si estos están en contacto con partículas abrasivas, o si están expuestos a la corrosión. 
  3. Utilizar rodamientos sellados (con placa de protección). 
  4. Evitar aumentar las condiciones de deslizamiento nominal de los rodamientos mediante cargas de choque o vibraciones. 
  5. Los rodamientos de gran tamaño deberían reacondicionarse en cuanto se note en ellos desgaste desigual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *